SALARIOS Y DIVIDENDOS BAJO LUPA



Desde que estalló la crisis se ha hablado mucho de los sueldos millonarios que cobran los banqueros. Si los gobiernos han salido al rescate de los bancos, comprando acciones directamente, convirtiéndose en dueños de esas entidades (caso de EE.UU., Reino Unido, Alemania entre otros pero no es el caso español), ¿tiene sentido que el nuevo dueño mayoritario imponga sus reglas a la hora de pagar a los directivos y a los otros pequeños dueños del banco (los accionistas)?

Hay una cosa que se llama bonus. Se cobra por estas fechas. Los directivos del mundo financiero llevan un año esperándolo. El bonus es una especie de paga de beneficios. ¿Tiene sentido que se siga pagando aunque la compañía tenga pérdidas?

Algunos dicen que si se limita el salario de los directivos, éstos pueden marcharse a otra empresa donde no se reduzcan sus nóminas. Tal y como están las cosas, ¿os imagináis a un directivo dejando voluntariamente su compañía porque le han reducido o quitado el bonus? ¿Le va a contratar la competencia?

Al principio, cuando los gobiernos empezaron a rescatar bancos prefirieron no interferir en la gestión. Pero casos escandalosos de sueldos millonarios en entidades al punto de quebrar y que se han salvado con dinero público han replanteado el debate. En España recordamos que el Gobierno no ha pasado a ser dueño de los bancos, sino que les ha prestado dinero. (Más información en los bancos han cerrado el grifo y más dinero para los bancos).

El otro debate es la política de dividendos de las compañías. Las empresas, cuando ganan dinero lo reparten entre sus dueños. Las grandes empresas, como cotizan en bolsa, tienen muchos pequeños dueños, los accionistas. El beneficio que se reparte entre los accionistas se llama dividendo.

La mayoría de los gobiernos, el nuestro incluído, opinan que no es el momento de grandes dividendos. De hecho, si los bancos están acudiendo a coger prestado dinero público porque dicen que no tienen liquidez (no tienen dinero contante y sonante para seguir con el negocio), ¿no resulta un poco paradójico que presenten resultados con ganancias millonarias y repartan ese dinero entre sus accionistas? ¿No tendría más sentido destinar todo ese beneficio precisamente a cubrir las necesidades de la empresa en lugar de pedir ayuda al Gobierno?

Pues sí, tiene mucho sentido. Pero, imagínate que eres unos de esos accionistas a los que le informan que ya no va a recibir su paga de beneficios, su dividendo. ¿Qué harías?

Muchos venderían sus acciones y se llevarían su dinero a otra acción que sí paga dividendo, por ejemplo. Es como si de repente tu banco te dice que el depósito que tienes contratado ya no te va a dar un 3% de intereses al año, sino un 0%. ¿No te llevarías el dinero a otro banco?

Algo parecido ocurriría si una empresa decide no repartir dividendo de forma repentina e imprevista. Por eso muchas compañías, aunque les vendría bien quedarse con las ganancias, no se atreven a cortar o reducir su dividendo. La bolsa española está ya en mínimos de los últimos cinco años. Y eso que ninguna de las empresas del Ibex 35 (las 35 más importantes) ha decidido cambiar su política de dividendo. ¿Te imaginas hasta dónde podría caer si se cortan los dividendos?

Empresas

Etiquetas:




3 comentarios en “SALARIOS Y DIVIDENDOS BAJO LUPA

  1. Lo más probable es que se recorte la rentabilidad por dividendo. No pueden seguir dando un 10 ó 12% de rentabilidad y si no recuerdo mal, el BBVA pagará el próximo dividendo en acciones.

  2. Tienes razón Simca. El BBVA es el único banco que, de momento, ha dicho que bajará su dividendo. Lo hará reduciendo la cantidad de su beneficio que destina a pagar a los accionistas. Además, como dices, en la próxima Junta de Accionistas aprobará pagar el próximo dividendo (el complementario con cargo a los resultados de 2008) en acciones y no en metálico, como suele ser lo habitual.

    Santander, Sabadell, Banesto, Popular y Bankinter los mantendrán, aunque este último ha reconocido que será difícil mantener los beneficios en 2009. El Popular habló de «moderación del dividendo por la moderación del beneficio.»

    Evidentemente, si el beneficio cae, hay menos a repartir y el dividendo cae.

  3. Está claro que ningún banco quiere hacer nada que repercuta negativamente a los accionistas. La única solución sería un intervencionismo del Estado para que el recorte de dividendos se realice proporcionalmente en todos los bancos a la vez o en todas las cotizadas, para que ninguna salga perdiendo y los accionistas no prefieran vender sus acciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *