GUÍA PARA ENTENDER LA GUERRA DE LAS COMISIONES EN LOS CAJEROS



cajeros 2

El mundo de las comisiones de los cajeros es hoy más que nunca, TODO un mundo. Por si alguien no se ha enterado nada o muy bien de la guerra de comisiones en los cajeros, aquí un post para aclarar este lío y explicar por qué dice el Banco de España y el Ministerio de Economía que no se pueden cobrar dos comisiones por el mismo servicio.

Es importante aclarar de qué comisión se habla, porque hay más de una.

COMISIÓN DEL EMISOR DE LA TARJETA

Es la tarifa que estipula las condiciones de tu contrato de tarjeta. Es decir, tu banco. Yo he repasado las mías para que os hagáis una idea.

SIN COMISIÓN: si saco dinero en cajeros de mi banco.

CON/SIN COMISIÓN: 0, 60 euros si saco dinero en cajeros de mi red pero de otro banco. No la pago si retiro más de 110 euros.

CON COMISIÓN: 3,5 euros como mínimo si retiro dinero de cajeros de otras redes.

Este esquema se puede parecer bastante al que puede tener cualquiera.

COMISIÓN DE INTERCAMBIO

Hasta hace nada, absolutamente desconocida. Los bancos se cobraban entre ellos por dar servicio a sus respectivos clientes. Al dueño del cajero esa retirada de dinero de un cliente que no era suyo le suponía un gasto (un apunte que tiene que pasar, mantenimiento, luz… ). Así que las entidades se cobraban 0,60 entre ellas por cada operación. Ese coste sin embargo era invisible para el cliente. No se repercutía directamente. Se supone que ese gasto quedaba cubierto con las comisiones que establecía el emisor de la tarjeta (las de arriba).

CAIXABANK LO CAMBIA TODO

Este esquema se rompió el día que La Caixa (ahora Caixabank) decidió que sus cajeros eran la repera, que había invertido mucho dinero en ellos, en tecnología, en instalación, en mantenimiento… Sucedió en primavera. No era cualquier entidad la que cambiaba las reglas del juego: era la número uno de lejos. Caixabank tiene casi 10.000 cajeros. Le sigue el BBVA con 6.000,  Bankia, con 5.500 y Santander con 5.000.

La entidad catalana dijo que ya no aplicaría la comisión de intercambio de 0,60 euros a las entidades. En su lugar cobraría directamente al usuario una comisión fija de dos euros si no era cliente suyo. Daba igual si era de Servired (la red a la que pertenece Caixabank). Esta comisión ha pasado a llamarse “de recargo”.

cajero 3

BBVA a partir del lunes 21 de septiembre (al final dejó en el aire la entrada en vigor hasta que no se aclare el lío y el Banco de España-Ministerio se pronuncien) y Santander este próximo otoño van a seguir el ejemplo de la entidad catalana.  Así que las entidades que aplicarán “la comisión de recargo” sumarán casi 21.000 cajeros, más del 40% del total.

LA DOBLE COMISIÓN, ¿DE DÓNDE SALE?

Hoy, un cliente que no es de Caixabank tendría que pagar dos comisiones al sacar dinero en esos cajeros:

  1. Los dos euros que impone el dueño del terminal por su uso.
  2. El importe que fije su contrato de tarjeta, el banco emisor, es decir, la entidad del usuario.

En mi caso concreto, con las tarifas de arriba,  serían 2 euros + 3,5 euros (mi entidad no es de ServiRed) = 5,5 euros. Aquí tenemos las famosas dos comisiones.

Para un cliente de Servired podrían ser: 2 euros + 1 euro (porque el cajero no es de la entidad que emitió la tarjeta).

El razonamiento de Caixabank es: si yo ya no le cobro por la operación a los otros bancos 0,60 euros (la comisión de intercambio), ¿por qué repercute la entidad a su cliente otros costes? Son los otros los que tienen que justificar su comisión.

La problemática se resuelve contestando la siguiente pregunta: ¿cuál de las dos comisiones es la que se debería cobrar? ¿La que marca el dueño del cajero o la que tengo yo firmadas en mi contrato de tarjeta con mi banco? ¿Quién está realmente aplicando una doble comisión?

De momento el BBVA es el único que ha dicho que no aplicará dos comisiones: es decir, que si le viene un cliente suyo después de haber pagado dos euros en el cajero de Caixabank, no le cobrará el euro que establece su contrato.

 comisiones bbva

¿Hará lo mismo el BBVA cuando su cliente saque dinero en la red “enemiga” 4B lideraba por el Santander?

EL BANDO DE LOS ALIADOS

Frente a estas decisiones unilaterales ayer se escenificó otra estrategia: la alianza. Una unión algo peculiar porque se mezclaban entidades de dos redes distintas y cuya unión ronda 18.000 cajeros, el 37 por ciento del total:

Bankia y Banco Sabadell (de Servired) 8.800 cajeros juntas

Kutxabank, Ibercaja, Liberbank, BMN, Abanca, Unicaja, Caja Duero, Caja Sur, Caixa Ontinyent, Pollença, Cecabank (de Euro 6000) 9.000 cajeros juntos

Todos estos bancos dijeron que no cobrarían los “famosos dos euros” como recargo a sus no clientes y que mejorarían las condiciones de sus tarjetas cuando el cliente operara con alguna de las entidades de esta alianza. ¡Pero no será gratis! Por ejemplo: si un cliente de Bankia antes sacaba dinero en la red Euro 6000 le cobraban 4 euros, ahora sería menos.* ¿Podría pasar de 4 euros a 0 euros? Pues lo dudo, pero como todo en la banca, dependerá del cliente y su vinculación con la entidad.

Además, este grupo de aliados reduciría la tasa de intercambio que se aplican entre ellos. Pero ésta seguirá siendo invisible para los clientes.

¿POR QUÉ HACEN ESTO LOS BANCOS?

La respuesta fácil sería que con unos tipos tan bajos y con el negocio bancario en mínimos de rentabilidad, hay que buscar otras fuentes de ingresos.

La lógica también nos lleva a pensar que no hay nadie en este país (casi diría planeta) que se conforme con pagar hasta 5,5 euros por utilizar un cajero. Digo yo que andar hasta llegar a otro más barato o incluso gratis, será lo que haga todo el mundo. No creo que los bancos se vayan a forrar con esta comisión de dos euros (claro, también podría equivocarme. Los números nos sacarán de dudas).

En mi opinión se trata más de una apuesta estratégica y comercial: atraer clientes, fidelizar a los que ya tienes, … y de paso ponerle las cosas más difíciles a bancos que no tienen red de cajeros como ING Direct y ganar clientes. En el sector opinan que bancos online como el holandés “tienen un morro que se lo pisan” y que se aprovechan de la red de los demás, que tienen su coste de mantenimiento, oyes. Claramente estos movimientos perjudican a entidades muy pequeñas o sin red.

El movimiento defensivo de ING Direct ha sido cerrar un acuerdo con el Banco Popular para que sus clientes no paguen comisiones en estos cajeros. Sí lo harán si utilizan los del Santander (algo que no ocurría hasta ahora).

¿Y AHORA QUÉ?

El regulador y el gobierno sostienen que un cliente no puede pagar dos comisiones por el mismo servicio. Vale, pero tendrá que decidir cuál de las dos no vale, ¿no? ¿Quién tiene razón? ¿Cuál es la comisión más justificada?

El caso es que el Banco de España ya alertó de este problema cuando Caixabank rompió la baraja en marzo. Pero no ha hecho nada. El ministerio de economía dice ahora que en dos semanas tendrá preparada una orden para regular este loco mundo de los cajeros.

 

 

* (Por cierto, que muchos (por no decir mayoría) de los bancos de los que hemos hablado en este post ni siquiera informan de las comisiones que aplican por retirada de efectivo en los cajeros. Si buscas el detalle en sus páginas web te encuentras con la sorpresa de que solo informan de las “ventajas”).

 

** Un poco de background para los que acaben de aterrizar en este mundo.

En España hay tres redes de cajeros (en orden de importancia por número):

  1. Servired liderado por Caixabank, seguido de BBVA, Bankia y Sabadell.
  2. Euro 600 con Kutxabank, Ibercaja, Liberbank, BMN, Abanca… (las antiguas cajas ahorro).
  3. 4 B liderado por el Santander.

Bancos




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *